Todas mis cosillas...

jueves, 2 de diciembre de 2010

Una pequeña reflexión sobre el matrimonio...

     Buen día!!!!!!!
     Quería comentar algo, sobre lo que se puede observar en los matrimonios no en todos, por suerte, pero "por norma general".

     Hoy en día, abunda entre los matrimonios, el individualismo, es decir, se casan, pero cada uno quiere seguir siendo "ella o él mismo". Cada uno quiere disfrutar de "su espacio" , tomar "sus decisiones", yo tengo "mi vida" y "tu la tuya", yo..., yo..., tu....tu..... Nótese que he puesto entrecomillado, porque, esta bien, mantener "nuestra identidad", pero aquí, a lo que yo me refiero, es que nos guste o no, en el momento que nos casamos, ya "no somos dos" , SOMOS DOS EN UNO, UNA SOLA CARNE. Y todo, todo, todo, lo que nos pase o nos afecte, todas las decisiones que tengamos que tomar, todo lo que suframos o nuestras alegrías, nuestras lágrimas y nuestras sonrisas, desde ese momento, ya no es "nuestro" es de "nosotros", y afectan a ambos por igual, aunque pensemos lo contrario, aunque pensemos "esto problema es mio, yo lo resuelvo", no, no es así, ya no somos uno, ya no somos individuales, somos un mismo ser, en todos los sentidos y en todos los aspectos, hasta en el mas insignificante que nos parezca.

     No basta luchar por los mismos intereses cada uno por su lado, no. Ambos, siendo una misma carne, un mismo cuerpo, una misma alma, tienen que luchar como un mismo ser, no luchar ambos por la misma cosa, sino luchar siendo una misma cosa. Pero aún así, nos seguimos empeñando, en esa individualidad que no entiendo. Luchamos, por mantener nuestro "yo" , y eso es un gravísimo error, que puede traer consecuencias nefastas, ya que el paso siguiente, es el egoísmo mutuo.

     ¿Que nos dice Dios sobre el matrimonio?
    
Mateo 19:5-6, " el hombre dejará padre y madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne. Así que no son ya más dos, sino una sola carne; por tanto, lo que Dios juntó, no lo separe el hombre".

Efesios 5: 25-28, "Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella. Así también los maridos deben amar a sus mujeres como a sus mismos cuerpos. El que ama a su mujer, a sí mismo se ama".

1 Pedro 3:7, "Vosotros, maridos, igualmente, vivid con ellas sabiamente, dando honor a la mujer como a vaso más frágil, y como coherederas de la gracia de la vida, para que vuestras oraciones no tengan estorbo".

Efesios 5:22-24, "Las casadas estén sujetas a sus propios maridos, como al Señor; porque el marido es cabeza de la mujer, así como Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador. Así que, como la iglesia está sujeta a Cristo, así también las casadas lo estén a sus maridos en todo"

Efesios 5:21, "Someteos unos a otros en el temor de Dios".

Colosenses 3:19, "Maridos, amad a vuestras mujeres, y no seáis ásperos con ellas".

Efesios 4:26, "Airaos, pero no pequéis; no se ponga el sol sobre vuestro enojo.

Efesios 4:2-3, "Con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor, solícitos en guardar la unidad del Espíritu en el vínculo de la paz".

Hebreos 13:4, "Honroso sea en todos el matrimonio, y el lecho sin mancilla; pero a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Dios".

     Entonces, ¿concuerda la realidad que yo apunto, a la realidad que Dios quiere, por la cuál nos unió? Pues no, y no hace falta ahondar mucho para verlo.

     Y ya, para cerrar mi pequeña y humilde reflexión, quiero escribir un proverbio, que me ha encantado, encierra mucho amor, y aporta algo maravilloso al matrimonio:
Proverbios 5:18-19, "Sea bendito tu manantial, y alégrate con la mujer de tu juventud, como cierva amada y graciosa gacela. Sus caricias te satisfagan en todo tiempo, y en su amor recréate siempre".

7 comentarios:

  1. Muy bella reflexion e interesante tema. Seria tambien interesante saber tu opinion acerca de cuales serian las causas mas comunes para que existan tantos divorcios, aun entre matrimonios cristianos evangelicos. Seria un interesante aporte para todos leer sobre esta triste realidad. ¿Porque siendo los cristianos conocedores de la verdad que esta en las sagradas escrituras , se dejan vencer y llegan al divorcio como facilmente lo hacen los inconversos?
    Carlos

    ResponderEliminar
  2. amen!!
    si es cierto!
    pasa muxo eso en los matrimonios en el dia d hoy!
    graxias x compartir esta hermosa reflexion!
    Dios te bendiga!

    ResponderEliminar
  3. Carlos, bendiciones. Mi respuesta y aporte personal, se llama "satanás". Eso pasa cuándo no se está firme en la Roca. Si se está firme en Cristo, es imposible que esas cosas sucedan. Asi que el problema sería la falta de madurez en el evangelio. culpa de la religiosidad de las iglesias, y muchos otros factores del creyente, no vamos a culpar solo a las iglesias.


    Anónimo ;) Dios te bendiga a ti también. Y muchas gracias por leer mi blog.

    ResponderEliminar
  4. gracias por tan linda reflexion 🙏🙌

    ResponderEliminar
  5. Muy linda me encantó y más q estoy viviendo algo así similar.. estoy casada pero mi esposó sólo quiere vivir por su lado amén q palabras tan fortalecedoras

    ResponderEliminar
  6. Muy linda me encantó y más q estoy viviendo algo así similar.. estoy casada pero mi esposó sólo quiere vivir por su lado amén q palabras tan fortalecedoras

    ResponderEliminar
  7. Muy linda me encantó y más q estoy viviendo algo así similar.. estoy casada pero mi esposó sólo quiere vivir por su lado amén q palabras tan fortalecedoras

    ResponderEliminar

Los buenos comentarios alimentan el blog, los malos, lo ensucian. Escribe siempre con moderación y respeto, la libertad de expresión consiste en: No comparto lo que usted dice, pero me pelearía porque usted pudiera decirlo.